Doss Trento: recuerda la guerra invocando la paz

El Doss Trento representa otro símbolo histórico de mi ciudad. Desde la cima, el mausoleo de Cesare Battisti nos vigila desde arriba, recordándonos cada día horrores de la guerra para que esto no vuelva a suceder.

Para los que vivimos aquí, el Doss Trento representa otro símbolo histórico de nuestra ciudad. Desde la cima, el mausoleo de Cesare Battisti nos vigila desde arriba, recordándonos cada día los horrores de la guerra para que esto no vuelva a suceder.

Es una interesante visita que te invito a hacer, ya que la buena caminata que hay que pegarse para subir está muy bien recompensada. Las espectaculares vistas sobre la ciudad, y un poco de cultura, son los ingredientes para pasar una tarde entretenida.

para los Alpini lo imposible no existe

La subida empieza en Piedicastello, uno de los barrios más antiguos de la ciudad, que ha sido habitado por barqueros, pescadores, posaderos y lavanderas. Desde piazzale Brescia, las indicaciones te guiarán al camino principal.

Llévate calzados cómodos, no hacen faltan botas de montaña, es todo pavimentado.

A pocos metros, encontrarás esculpida en las rocas una frase que recuerda que «para los Alpini lo imposible no existe«.

Vista de Trento desde la Fortaleza Napoleónica

Los Alpini, para quien no lo sabe, son las tropas de montaña del Ejército italiano, fundada en 1872 y que sigue en activo. Tuvieron un papel muy importante en las batallas de la Primera Guerra Mundial, y tienen en el Doss Trento, un museo dedicado a todos ellos.

Durante el camino podrás encontrar varios paraderos donde poder sacar preciosas fotos, como por ejemplo la Fortaleza Napoleónica.

Al llegar a la cima, en un verde prado abierto entre los bosques del cerro, podrás ver el mausoleo de Cesare Battisti.

MAUSOLEO DE CESARE BATTISTI

Doss Trento -  Mausoleo de Cesare Battisti 2

El mausoleo de Cesare Battisti, fue inaugurado en mayo de 1935, a la presencia del rey Vittorio Emanuele III, para recordar el martirio del joven intelectual trentino.

En su interior podrás leer la historia completa del líder de los irredentisti trentini a partir de su nacimiento, en 1875, hasta su ejecución en el castillo del Buonconsiglio en 1916.

Además apenas fuera el monumento, están expuestos los 4 cañones originales que pertenecieron al escuadrón de Battisti.

Museo Nazionale degli Alpini

En el Museo nacional de los Alpinos, encontrarás expuesta toda la historia de estas tropas del Ejército italiano. En su interior podrás admirar los trofeos, medallas, fotos, objetos personales y armas desde su fundación en 1872 hasta la actualidad.

Basílica Paleocristiana

Finalmente, para terminar la visita al Doss Trento, no olvides echarle un ojo a los restos arqueológicos de una basílica paleocristiana. Es una iglesia de alrededor del siglo V que testifica, la antigua difusión del cristianismo en la región. La sala estaba pavimentada con un mosaico con cuadrados geométricos . Este precioso mosaico se puede visitar en la sección arqueológica del castillo del Buonconsiglio.

QUIZÁS NO SABÍAS QUE…

Luis José de Vendôme - retrato

…durante la guerra de sucesión española, las tropas del general Luis José de Vendôme se instalaron arriba del Doss Trento. Desde aquí bombardearon la ciudad de Trento durante dos días (del 6 hasta el 8 de septiembre de 1703) . A pesar de ello, la ciudad resistió a aquel ataque y Vendôme tuvo que abortar la misión.

Doss Trento, Alberto Durero "Trintperg" , 1495

…el famoso pintor alemán Alberto Durero, durante un viaje a Italia, dibujó el Doss Trento en su acuarela «Trintperg» de 1495.

CÓMO LLEGAR AL DOSS TRENTO

🚘 No es posible subir al Doss Trento en coche, sólo se puede acceder andando. Puedes encontrar aparcamientos en el barrio de Piedicastello o en el parking «Piazzale Zuffo». Tiempo de camino hasta la cima es de aproximadamente 30 minutos.

🚌 En autobús, las líneas 1 y 2 te dejarán en la parada «Brescia – Divisioni Alpine» y de ahí tendrás que subir el camino indicado.

📸 CRÉDITOS: Las fotos del museo de los Alpini y de la basílica paleocristiana son de Matteo Ianeselli

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.